El Grupo ECO RADIO, una gran familia!

El Grupo ECO RADIO, una gran familia!
El equipo completo en la Expedición al Faro de la Isla de Flores UY 0009

jueves, 5 de abril de 2012

HISTORIA DEL GRUPO ECO RADIO

Grupo Expedicionario de Radioaficionados

ECO RADIO


Nuestra Historia


El Grupo Expedicionario de Radioaficionados ECO RADIO, se forma a partir de una necesidad existente en la ciudad de La Falda y la zona central del Departamento Punilla, en la Pcia. de Córdoba.
Para el año 2000, el número de radioaficionados en la zona, alcanzaba a 86 personas. La mayoría de ellas, carente de equipos y con aún menos conocimientos en esto de hacer y disfrutar las actividades de la radio.
Algunas intentonas se habían realizado en La Falda, para conformar una institución que los agrupara; pero como sucede casi siempre, la misma había sido organizada por un colega LU; que puso todo su empeño, tiempo y dinero en sacar adelante esta utopía. El resto de los acompañantes, más tomaban la cosa como un grupo de comer asados, que una institución. De hacer actividades, de aprender, de organizarse y salir adelante, no se hablaba.
Tiempo después, el mencionado colega radioaficionado, desilusión de por medio, abandonó la obra y todo el arduo trabajo hecho hasta el momento. Dio un portazo y se marchó dejando tras de si una cascada de improperios.
También como no podía ser de otra manera, unipersonalmente, un radioaficionado, el cual ni equipos tenía y que casi ni podía demostrar actividad alguna en la radio; se endilgó la autoridad suprema y todos los conocimientos para ser él dueño y señor de la aún no formada institución.
Muchos de los que se habían sumado desistieron y muchos otros, se esfumaron para siempre.
Dos radioaficionados de experiencia, que nunca habían sido convocados ni invitados a colaborar en dicha iniciativa, se reunieron café de por medio y charlaron sobre el destino incierto que tenían aquellos muchachos. No había equipos disponibles, no había voluntad y menos aún organización. También carecían de conocimiento, dado que de la cifra citada, solo el diez por ciento era poseedor de equipos, tenía alguna presencia en la frecuencia o había salido alguna vez en radio. El resto, solamente había alcanzado la categoría novicio y en el mejor de los casos, poseía un handy.
Así, Miguel Ángel Vastag LW2HBP de la localidad de Valle Hermoso, con vastísima actividad radial volcada principalmente al DX, fundador de otras entidades e integrante de algunas, pide una mano a Héctor Oscar Cousillas LU3HKA de la ciudad de La Falda. También un operador experimentado, socio de varios radioclubes, fanático de las expediciones y como él fundador de otras instituciones y fana del DX.
De esa manera nace ECO RADIO. Con la idea de darle la oportunidad a aquellos que no sabían nada de radio, de conocer cada una de sus posibilidades y de crecer como un grupo organizado.
La idea esa fácil y los desafío muchos, lo principal era dejar plasmado en papel todo lo que fuera la organización y los detalles de cómo manejarse. Solo así se podría crecer como se esperaba.
Se realizó una reunión, donde se convocaron por escrito a todos los radioaficionados de la zona. Solo asistieron catorce.
En ella se dieron los parámetros y las ideas que se tenían; también, obviamente los porqués de la iniciativa. De los asistentes solo seis quedaron comprometidos, el resto nunca más volvió. Pero si tuvo tiempo de realizar contubernios en los bares de la ciudad, en contra de “esos dos” que tenían ideas revolucionarias.
De esa manera, para el día 14 de Junio de 2000, seis convocados por Miguel Ángel Vastag LW2HBP; se dan cita en la ciudad de La Falda para dejar formado el Grupo Expedicionario de Radioaficionados de La Falda ECO RADIO. Si bien una semana antes de esa fecha, se había realizado una expedición a modo de prueba, en la que todos los asistentes demostraron cabalmente su voluntad y disciplina para el trabajo grupal.
Son ellos: Héctor Oscar Cousillas LU3HKA, Alejandro Jaquenod LU8HGK, Tomás Kazmer LW7HTL, Horacio Gonzáles LU6HQX, y dos colaboradores no radioaficionados Patricio Pietri y el Arq. Daniel Longo.
Así de esa manera, comienza la actividad que nos vincularía por casi dos años. Expediciones, actuaciones, concursos, demostraciones, etc. Llegando el año 2002, en el cual un poco por la crisis económica imperante en el país, un poco por la desidia y la falta de compromiso de algunos; el grupo queda en manos de cuatro integrantes; los que al menos se dedican a sostener el buen nombre del mismo. Nos referimos a Vastag, Cousillas, Pietri y Longo.
El grupo entra en un letargo que durará al menos seis años. Para entonces tres de los socios están radicados fuera de la provincia siendo uno de ellos, el presidente Vastag. Tanto éste como Cousillas, por teléfono y la misma radio, se mantienen ansiosos de que el grupo nunca muera.
Para 2008, se incorpora con todas sus garras y voluntad Diego Dicón LU7HAM; quién desde Córdoba aporta lo suyo a fin de que de nuevo el ECO RADIO surja en el éter. Venía de otras instituciones y en todas había tenido problemas. No encontraba un grupo humano que trabajare, que hiciera radio en serio. Él quería disfrutar, conocer, aprender. Los asados los comía en su casa. Un radioclub era para otra cosa.
Dicón no estaba para perder el tiempo en pavadas, o se hacía algo serio y a lo grande, o se marchaba para nunca más volver
De esa manera y con la complicidad de sus amigos Héctor Cousillas LU3HKA, vuelve al ruedo con nuevos bríos y renovadas expectativas. Reflotando el Grupo ECO RADIO de su siesta y; logrando poner en el aire el 1º Certificado Gigante para Radioaficionados del Grupo ECO RADIO. Hito en radioafición nacional, que pretendió y logró revalorizar el Legado Jesuítico de Córdoba.
Dijera más tarde en rueda de amigos, Héctor Cousillas; sin la locura y el empeño de “Tiroloco” (Diego Dicón LU7HAM) nunca ECO RADIO hubiera vuelto al éter. Yo aporté el capricho, las experiencias anteriores y algo de audacia; Tal vez el motor. El fue el combustible de alto octanaje que nos faltaba.
Solo pasaron un par de meses para que otros grandes personajes se sumaran a la iniciativa que volvía a tener forma. Desde luego existían grandes amigos en la radio a los cuales se les iba a convocar para hacer posible este resurgir. Desde hacía años ellos, verdaderos amigos y excelentes radioaficionados; no dejarían pasar la oportunidad de sumarse para aportar lo suyo.
Habiendo establecido la nueva comisión que y como se haría para volver al ruedo, solo un llamado de teléfono bastó para que Juan Elías Bacil LU2PBJ y Lucía Sájara Martínez LU3EZH y Ruben Alón 4Z5FI dijeran presente y desde ese momento se pusieran a trabajar en lo que el grupo pidiera.
Pronto más amigos dirían presente empujados por las ganas de trabajar, de hacer cosas y mantener vivo este hobby que tantas satisfacciones brinda. Sin saberlo ellos, serían además de colaboradores, parte primordial a la hora de tomar decisiones y preparar las futuras actuaciones de ECO RADIO. Lentamente pero con pasión y respeto por su historia cada uno de los nuevos amigos, aportó lo que pudo y mucho más; para que el grupo ocupara su merecido lugar en esto llamado radioafición. Así, casi sin darnos cuenta a los pocos meses nuevas manos, mejores cabezas y mucha acción, ocupó la vida diaria de este grupo que se negaba a quedar en el olvido. Norberto Cesar Del Villar LU7HA, Roberto René Lucich LU7HBL, José Luis Graiño LU3AJL y Nabor Videla LU2HNV fueron ocupando distinguidas posiciones dentro de la organización. Tomando decisiones, aportando ideas, asumiendo responsabilidades y por sobre todo. Insuflando vida a ECO RADIO.
En pocos meses, otros muchos amigos se autoconvocaron para seguir la posta que años atrás había arrancado casi con miedo, con modestia pero mucho amor.
Ésta es una historia de nunca acabar, es casi imposible poder escribir cotidianamente sobre cada uno que se suma, cada cosa que se hace. Los cambios son vertiginosos y por demás interesantes, y de eso se deja constancia en nuestras actas de reuniones y en cada archivo que el grupo guarda para su historia. Muchos colegas han estado activos, otros tantos pusieron mucho de si para mantener en alto la llama de la radio. Algunos lamentablemente, se han marchado porque no terminaron de entender la idea. Otros porque no se adaptaron a lo que el grupo entiende como organización. Muy pocos gracias a Dios, debieron ser separados de las filas porque su accionar, desempeño y pensamiento no se ajustaba a lo que el Grupo ECO RADIO entendía como buen integrante. Lo cierto es que por más problemas que se han presentado. Pese a los dolores de cabeza que hemos tenido. A la desafortunada acción de algunos. A las crisis en las que transita el país, siempre ECO RADIO, ha sido reconocido por su honestidad, por sus principios y por lo inédito de su propuesta.
Esperamos que podamos seguir, siendo merecedores de estos conceptos y creciendo cada día en pos de nuestro ideal y hobby. La Radioafición.


Grupo ECO RADIO